jueves, 27 de agosto de 2009

Viaje Misionero

Me perdí una fiesta importante del Colegio, pero se que no soy indispensable y que las cosas marcharon bien, porque hay todo un equipo de trabajo que saber hacer las cosas bien. Felicitaciones a todos los que participaron de una manera protagónica.
El motivo de mi ausencia fue un viaje misionero, que hiso arder mi corazón misionero, para lo cual fui consagrado una vez. Y gracias a Dios, mi corazón arde con este tipo de trabajo.
Mi labor consistió en ir a un pueblo de Huancayo, mas o menos a cuatro kilómetros de allí, llamado Hualhuas, donde yo nací. El Patrón de dicho pueblo es San Roque, el cual es patrono de otros pueblos del Valle.
Para ésta celebración viene mucha gente emigrante y otros pocos que viven en el pueblo. Este pueblo como muchos de la zona han tenido influencia evangelica lo cual ha hecho que la gente no se acerque al templo. A decir verdad hubo mucha ausencia de sacerdotes de la zona que tampoco ayudaron para que los pobladores vuelvan nuevamente a la Fe católica.
Todo esto ha hecho que la fiesta se convierta en un folclore pero que no lleve mucho tinte religiosa y allí descubrí la gran necesidad de evangelizar y catequizar a mis hermanos de la zona.
Hay tanto que hacer en Hualhuas que daría para un trabajo evangelizador para una comunidad misionera. Cuanta falta hace que se acerquen a Dios, que se acerquen a los sacramentos, a la catequesis. Por todo esto ardía mi corazón por esa necesidad que existe y en la cual habrá mucho que hacer.
Pero por ahora vuelvo al Colegio donde hoy Dios me pide estar y aquí también tendré que descubrir que necesidad hay para saciar esa hambre de Dios que existe en todo pueblo por que Dios ha derramado semillas del Verbo por todo sitio.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Dios le dé a usted fuerzas para seguir su tarea evangelizadora en el colegio y en muchos lugares en el que Dios lo lleve. Todo tiene un propósito divino , a veces no lo entendemos o vemos , pero el camino es glorificar a Dios donde nos toque estar.
Dios lo bendiga y San Miguel Arcángel lo proteja.